Consejos para ayudar a los demás y convertirse en líder (Parte 1)

John Maxwell nos explica en el texto que copio a continuación, como ayudar a las personas nos beneficia a nosotros también.

Sea que tenga el don de interactuar positivamente con las personas o que le cueste trabajo hacerlo, usted es capaz de ser mentor de otros y llevarlos a un nivel superior. Les puede ayudar a ir en el viaje del éxito con usted en tanto que usted siga creciendo como persona y como líder.
Estos son los pasos que deberá dar para llevar a la gente en este viaje; uno que cambiará sus vidas para siempre:
Haga del desarrollo de las personas su principal prioridad
Si quiere tener éxito en el desarrollo de las personas tiene que hacer de esto su prioridad. Siempre es más fácil deshacerse de las personas que desarrollarlas. Si no lo cree, pregúntele a cualquier patrono o abogado en divorcios. Pero muchas personas no se dan cuenta que aunque deshacerse de otros es fácil, también tiene un precio muy alto. En los negocios, los gastos vienen de la productividad perdida, los gastos administrativos de despedir y contratar y de una baja moral. En el matrimonio, frecuentemente el precio es una o más vidas quebrantadas.
Aprendí esta lección en mi primer pastorado. Mi deseo era edificar una iglesia grande. Pensaba que si lo hacía sería un éxito. Cumplí la meta. Una pequeña congregación de tres personas llegó a más de 250, y lo hice en una pequeña comunidad rural. Pero lo hice todo yo mismo, con la ayuda de Margaret. No desarrollé a nadie. Como resultado, solo tuvimos éxito en los lugares que toqué; recibíamos quejas de los lugares que no toqué; y todo se desmoronó después que me fui de allí. Tuve éxito pero solo por un momento. Y no produje un éxito duradero para nadie.

De esa experiencia aprendí mucho y en mi segundo cargo pastoral, puse como prioridad desarrollar a otros. En un periodo de ocho años, desarrollé a treinta y cinco personas, y ellos edificaron esa iglesia y la hicieron exitosa. Después que me fui, la iglesia siguió siendo tan exitosa como cuando yo estaba porque estos líderes pudieron llevarla adelante sin mí. Si quiere hacer la diferencia en la vida de los demás, haga lo mismo. Dedíquese a desarrollar personas y a llevarlas consigo en su viaje.